Excesos, rock, chelas, morras, eran el pan de cada día para el equipo varonil de roller derby, representante del antaño Distrito Federal; seis años después algunos de sus miembros forman parte de la Selección Mexicana de Roller Derby Varonil que nos representará a nivel mundial.

Es bien sabido: el deporte en México está rezagado. Si no tuviste el talento suficiente para llegar a las ligas profesionales de fútbol o si no te llamas Paola Longoria, eres nadie para el sistema deportivo en este país.

Los apoyos económicos, la organización de ligas y torneos a nivel nacional, la elección de deportistas que conforman a nuestras selecciones, son trámites que demandan tiempo y dinero, y si no los tienes sólo te quedan las ganas de trascender en lo que haces.

Pasar de hobby a deporte

Los orígenes del sueño de esta selección comenzaron como una dinámica simple, monótona y aburrida: ser acompañantes de las chicas, miembros del primer equipo de roller en la ciudad, con el único objetivo de que “los otros morros” no se sintiera libres de mirarlas, no sólo los novios sino también sus amigos.

Costumbre un poco absurda ya que todos terminaban admirando lo que este deporte puede ofrecer visualmente.

  “Siempre resulta muy atractivo ver a una morra jugando roller…”

Pero verlas ya no era suficiente, y la idea de armar un equipo varonil comenzó a sonar como una mejor forma para pasar las tardes de los sábados. Poco a poco fueron adquiriendo sus patines de cuatro ruedas así como convenciendo a otros hombres para que se unieran a los entrenamientos.

“Los primeros dos años de nuestro equipo jugamos a perder todo, no ganamos ni el partido más fácil”

Comenzaron a buscar encuentros con los equipos que se habían armado en otros estados de la república como Querétaro y Monterrey, aunque el optimismo y las expectativas eran altas siempre que llegaban a algún lugar, su fiesta era tal que al otro día se convertían en la burla del roller derby.

Roller Derby México
Comprometerse para hacer algo más que sólo patinar… / Cortesía: Facebook Team México Men’s Roller Derby

Se podría decir que era un equipo llanero, de esos que pueden “jugar” en cualquier lado pero que no superan el hecho de sólo juntarse e intentar hacer algo.

De amateurs a profesionales del roller derby

No tenían disciplina, no había puntualidad para los entrenamientos, el compromiso era nulo, básicamente sólo iban a patinar los sábados pero en realidad no aspiraban a nada más.

Pero a veces se necesita una persona que llegue y te diga que no estás logrando nada con lo que estás haciendo. Había que ir por más.

Poco a poco empezaron a convertirse en un equipo de verdad: implementaron la puntualidad para los entrenamientos, calentamiento obligatorio antes de comenzar así como un entrenamiento más enfocado en el acondicionamiento físico.

Ya no bebían desde semanas antes de cada juego y por lo tanto llegaban exentos de cruda… dejaron de sólo ir a patinar.

Roller Derby: un estilo de vida

Cuando ganaron su primer partido como equipo se dieron cuenta de los amigos que habían perdido en el camino, aquellos quienes sólo veían en el roller derby el ambiente ideal para encontrar morras, echar chelas y matar el tiempo. Pero ahora, para los que quedaban la meta estaba clara, ser los mejores de México.

“Ser campeones de México nos enseñó la magnitud de lo que estábamos haciendo…”

Bicampeones nacionales, se comprometieron para permanecer a la Selección Mexicana de Roller Derby Varonil, lo que implicó no sólo sacrificios físicos y económicos; al no haber nadie que sustentara sus viajes, comenzaron a buscar patrocinios con grandes empresas que rechazaron su oferta por no ser asociaciones o federaciones que pudieran expedirles factura y ayudarles a deducir impuestos.

Roller Derby México
Partidos previos al Mundial de Roller Derby Varonil 2016/ Cortesía: Facebook Team Mexico Mens Roller Derby

El costo del equipamiento, transporte, uniforme, hospedaje, va casi en su totalidad por su cuenta. Actualmente el Team México Varonil tiene elementos en distintas partes de nuestro país: Ensenada, Guadalajara, Monterrey, CDMX, lo que dificulta la manera en que puedan reunirse para poder complementarse como equipo.

México es algo más que fútbol

Este año irán a Calgari, Canadá, para representar a México en el Torneo Mundial de Roller Derby Varonil, no hay honor más grande en el roller que este. Cumplieron un sueño, y ahora van por la meta.

Así se llega a ser símbolo de nuestro país cuando no eres la Selección de fútbol de México y la industria del deporte no está interesada en patrocinar tu historia. No hay contratos millonarios ni grandes patrocinios, pero sí pequeños aportes que marcan la diferencia. Sobre todo, hay un compromiso que pasa  por poner el nombre de nuestro país en alto.