Covers a la mexicana

Las composiciones musicales nos invitan a cantarlas, tararearlas, bailarlas y a otras personas incluso a reinventarlas una y otra vez. A eso le conocemos como covers, ‘refritos’, ‘tributos’ o si queremos sonar muy nice, decimos “¿ya escuchaste la ‘versión’ de Hotel California de Grupo Bandidos?”. Vertientes de una misma idea que se transforman para dar lugar a una nueva versión. Y México es el experto en los covers, nuestro país es el Covertitlán por excelencia.

¿Apoco ya olvidaron la joya musical que nos regaló Juan Gabriel cuando homenajeó a la banda californiana Creedence?

via GIPHY

‘Covers’ los hay de todos. Están los que superan a las versiones originales, los que hacen una muy distinta a la inicial o los que suenan tan feo que te hacen perder la fe en la humanidad. Por su creatividad, la propuesta sonora o porque suenan terrible, aquí te dejamos esta lista de los ‘covers’ que debes escuchar. Pásele a su ‘Covertitlán’:

Hey Jude de La Banda Plástica de Tepetlixpa

Covers al cuarteto de Liverpool hay muchos… infinidad, diría yo, pero ninguno ejecutado con trompeta, clarinete, tuba y trombón. No se trata de un homenaje cualquiera realizado por otra banda estudiantil, no. Éste lo hizo una banda originaria de Tepetlixpa, un poblado en el Estado de México, durante la década de 1970.

Hey Jude es tan solo una de las diez canciones que aparecen en el disco “Adiós a Los Beatles” de la banda mexiquense, entre las que destacan I want to hold your hand, Yesterday y Eleanor Rigby. Aquí te dejamos Hey Jude; sin embargo, si quieres escuchar el álbum completo lo puedes hacer aquí 

 

Last Kiss de Alberto Vázquez

En la segunda mitad de la década de los sesenta, Alberto Vázquez era el sueño de toda quinceañera. Cantaba, bailaba, fumaba, tenía una voz grave y era un romántico, muy romántico. Lo demostró con canciones como Rosalía, El Pecador, Bambina Bambina y un par de canciones más.

La mayoría de los temas que lo llevaron a la fama eran ‘covers’ de los estadunidenses  Elvis Presley, Bill Haley y Little Richard; pero hay uno que nos queda en la memoria, no tanto por la interpretación sino por la traducción tan melosa, jocosa y… bueno, juzguen ustedes.

La versión original  es de Wayne Cochran, quien escribió en 1961 la canción y se encargó de interpretarla junto con su banda, los C.C Riders, ataviado con estrafalarios trajes así como un peluquín amarillo estilo Donald Trump. La canción tal vez la conozcas no en voz de este peculiar personaje sino con la banda Pearl Jam, pero como nos encanta esa melcocha que es el amor, aquí te dejamos la versión de Alberto Vázquez:

 

Cuore Matto de César Costa

Little Tony causó furor en Estados Unidos con sus botines lustrados, chaquetas a juego con los pantalones, una voz italiana que derretía y letras pegajosas; en México, llegó César Costa, unos años después, a conquistar corazones adolescentes con suéteres de rombos.

via GIPHY

El italo-estadunidense fue ‘covereado’ por muchos artistas mexicanos como Los Rebeldes del Rock, Enrique Guzmán y Manolo Muñoz, pero no hay cover como el de César Costa a Cuore Matto o Corazón Loco. El niño de los suetercitos hasta el cuello imitó hasta las guitarras de fondo.

Sabor a mí de Sussie 4

A nuestro Covertitlán le agregamos ritmo con esta versión de Sabor a de la banda jalisciense Sussie 4. Los integrantes de esta agrupación le dieron cadencia a esta pieza con un toque de música electrónica sin perder la nostalgia que nos remite la obra del compositor Álvaro Carrillo. 

via GIPHY

El trío Los Panchos hacía una versión muy atinada de la canción, pero aceptémoslo, no nos pone a bailar como la de esta banda.